Paracetamol para tratar un corazón roto, ¿es posible?

Además de usarse para reducir la fiebre y el dolor, surgieron noticias de que el paracetamol supuestamente podía tratar un corazón roto. realmente posible, no, de todos modos, ¿el paracetamol tiene propiedades así? Para conocer la respuesta, consulte el siguiente artículo.

Paracetamol (paracetamol) es un analgésico y febrífugo que se usa con mayor frecuencia para tratar la fiebre, el dolor de muelas, el dolor de cabeza, los dolores musculares y el dolor articular. Este medicamento se vende gratuitamente en farmacias o droguerías y se puede obtener sin receta médica.

Además de poder aliviar la fiebre y el dolor, varios estudios también han afirmado que el paracetamol se puede utilizar para tratar la angustia o el "dolor" psicológico, por ejemplo, debido a reacciones de rechazo o estrés. ¿Cuáles son los hechos?

La verdad del paracetamol para tratar un corazón roto

Las investigaciones muestran que el dolor, tanto físico como mental, se procesa en la misma parte del cerebro, es decir, en la parte del prosencéfalo llamada corteza cingulada anterior.

A través de estos datos, los investigadores luego intentaron examinar el efecto del paracetamol sobre el dolor de corazón o las lesiones mentales. La investigación muestra que administrar paracetamol en una dosis de 1000 mg durante 20 días puede ayudar a reducir el dolor psicológico.

También hay otra investigación que muestra que las personas con lesiones mentales pueden experimentar una mejoría más rápida después de tomar paracetamol durante aproximadamente 3 semanas, en comparación con las personas con lesiones mentales que no toman este medicamento.

Aun así, el efecto de reparar el dolor debido a un corazón roto o una lesión mental no se puede determinar realmente gracias al paracetamol. Esto se debe a que el proceso de curación de los sentimientos de tristeza, decepción, ansiedad y estrés debido a un corazón roto o una herida interna puede verse influenciado por muchos factores y puede variar de persona a persona.

Estos factores pueden ser el tipo de personalidad de una persona, la mentalidad positiva, la capacidad de una persona para perdonar y aceptar la realidad y la existencia. sistema de apoyo.

También debe tener cuidado, porque el uso de paracetamol a largo plazo puede causar efectos secundarios, como fiebre, erupción cutánea, náuseas, dolor de estómago y dificultad para respirar. En casos más graves, la ingesta excesiva de paracetamol puede provocar trastornos sanguíneos, daño hepático y renal o incluso una sobredosis.

No paracetamol, esta es la forma correcta de tratar un corazón roto

En lugar de depender del paracetamol para tratar un corazón roto, es mejor que aplique la forma correcta de recuperarse de un corazón roto. Para que los sentimientos de tristeza y estrés provocados por tu corazón roto no se prolonguen, intenta seguir algunos de estos consejos:

  • Date tiempo para llorar y sentir todas las emociones que existen.
  • Comparta su tristeza con alguien en quien confíe. También puedes expresar todo lo que sientes escribiendo un diario.
  • Cuídese bien, como comer alimentos saludables, hacer ejercicio con regularidad, beber más agua y descansar lo suficiente.
  • Practica técnicas de relajación y meditación para que te sientas más tranquilo.
  • Manténgase ocupado haciendo cosas que disfrute o que no haya hecho antes, como cocinar, trabajar en el jardín, fotografiar o tocar un instrumento musical.
  • Tenga en cuenta que esta tristeza es solo temporal y todo mejorará como de costumbre.
  • Trate de perdonarse a sí mismo y a la persona que lo lastimó, incluso si es difícil. Esto te hará sentir más tranquilo y en paz.

Recuerde, no existe un solo medicamento que haya demostrado su eficacia para tratar un corazón roto, incluido el paracetamol. Entonces, cuando experimente un corazón roto, es mejor aplicar el método anterior para estar más tranquilo y levantarse para vivir un día nuevo y mejor.

Si los sentimientos de tristeza y estrés debido a un corazón roto que sientes no desaparecen y te hacen sentir una presión interna para querer torturarte o terminar con tu vida, esto puede indicar que estás experimentando depresión.

Si ese es el caso, debe consultar a un psicólogo o psiquiatra para que pueda obtener la mejor manera de tratarlo. siga adelante y resucitarte de la adversidad de un corazón quebrantado.